Este sistema único en el mercado mundial de las motos ofrece a los pilotos unos controles electrónicos que no solo facilitan el ajuste de la amortiguación de la etapa de tracción de las columnas de suspensión delantera y trasera y la base del muelle de la columna de suspensión trasera ("precarga de la suspensión"), sino también la progresividad del muelle y su "dureza". Todo se maneja cómodamente con un único Multicontrolador y con el menú de navegación de la pantalla TFT a color.
Con el objetivo de simplificar los controles de la mejor manera posible y de evitar errores de configuración involuntarios, los pilotos solo tienen que introducir el estado de la carga ("solo", "solo con equipaje" o "con acompañante y equipaje"). A continuación, el sistema analiza la base o la progresividad del muelle correspondiente y las configura de manera automática.
Según sus preferencias de conducción personales, los pilotos también pueden elegir entre los ajustes de chasis y de suspensión "Comfort", "Normal" o "Sport", que determinan la forma en la que la máquina responde a su control. Después, la unidad electrónica de control del vehículo analiza dichas especificaciones y calcula el tarado de la suspensión apropiado utilizando los parámetros adecuados. Entonces acciona un motor eléctrico que configura la base de la suspensión en consecuencia. Existe un total de nueve opciones de ajuste disponibles. El tarado de la suspensión se modifica en los amortiguadores por medio pequeños motores a pasos.
Gracias a estas modificaciones adicionales del tarado de la suspensión del vehículo, se puede optimizar la altura del vehículo al adaptarlo a diferentes cargas para lograr un nivel aún mayor de estabilidad de conducción, manejabilidad y comodidad. Conserva una libertad total de inclinación incluso con la carga máxima, con acompañante y equipaje, para lograr una conducción deportiva mejorada. Estos ajustes sobre la progresividad del muelle también reducen de manera drástica el riesgo de rozar el suelo al transportar cargas extremas.
Los ajustes del amortiguador de choque ("Normal", "Sport", "Comfort") pueden cambiarse con solo pulsar un botón, incluso mientras el vehículo está en movimiento. Por razones de seguridad y funcionalidad, la base de la suspensión solo puede cambiarse cuando el vehículo está detenido. Se utiliza un motor eléctrico con marchas para modificar la progresividad del muelle.
La progresividad del muelle se cambia utilizando dos muelles conectados en serie. Un componente elastómero (Cellasto) absorbe las fuerzas de compresión con la ayuda de un muelle helicoidal tradicional instalado justo debajo. La expansión radial hacia el exterior del componente Cellasto se contiene en todo momento dentro de un manguito de acero. En el interior, se desplaza un manguito de aluminio mediante un sistema electrohidráulico. La posición de este manguito interior afecta a la forma en la que se comporta el componente Cellasto al expandirse hacia el interior, y por lo tanto, a la progresividad de su muelle. Esto tiene el mismo efecto que el de dos muelles con diferentes grados de dureza. Si el manguito interior se apoya contra el muelle de acero, el componente Cellasto pierde su función y solo se ve afectado el muelle de acero. Si el manguito interior se sigue desplazando, también se puede modificar la base del muelle de acero o "precarga del muelle".
Esto permite que la posición estática normal y la geometría de conducción permanezcan a un nivel óptimo con cualquier carga. Los ajustes adicionales de la progresividad del muelle con un amplio rango entre los 110 y los 160 N m sirve para aumentar los ajustes ESA II de "Normal", "Sport" y "Comfort", mejorando la conducción de forma considerable.
En comparación con las técnicas de ajuste mecánico de precarga del muelle y de las características de amortiguación convencionales, la ventaja de utilizar los ajustes electrónicos ESA para chasis y suspensión se basa en la armonización constante e inmediata de todos los componentes del chasis y en la prevención de errores por parte de un "usuario normal". Los pilotos también se ahorran el tiempo e inconvenientes de los ajustes con herramientas, ayudándoles a realizar modificaciones en pocos segundos con solo pulsar un botón. De esta forma, recoger a un acompañante sin previo aviso o adaptarse a un cambio repentino de la superficie de la carretera se convierten en nimiedades.
+ Leer más

Aún más técnica al detalle